Lo que está mal de Marketplace de Facebook

Reglas, reglas, reglas… Facebook tiene cientos de ellas, algunas exclusivas para las empresas y otras tantas para los usuarios en general. ¿Por qué nos cuesta tanto seguirlas? A ya un año del lanzamiento de Marketplace y un montón de actualizaciones después. Sigue siendo una de esas adiciones que no han podido controlar al cien por ciento porque los usuarios siguen encontrando formas de no romper las normas de Facebook para ofrecer sus productos.

No hay que ser un experto del marketing para darse cuenta de que Facebook no es precisamente el mejor lugar para comprar, de hecho la misma plataforma te aclara que no tienes ninguna garantía y que es mejor que tomes tus propias precauciones. La lista es corta, seis puntos que te dejan muy en claro que estás solo en esto.




El riesgo

Ahora, supongamos que eres un valiente y claro, tenemos las reglas de Facebook para empresas y las reglas de Facebook para contenidos pero marketplace parece seguir una lógica totalmente diferente a lo que se plantea. Es cierto que hay muchas personas que se apegan a la ética del profesional de las ventas pero se ven opacados por aquellas personas que se valen de estrategias que son válidas pero no éticas en un mundo fuera del marketplace.

“Las personas venden las peores cosas en #FacebookMarketPlace… Nadie quiere tu camiseta usada por $10 o tu teléfono roto o tus productos horneados”.

Uno de los ejemplos más visibles de lo anteriormente dicho (y que Facebook recién corrigió reacomodando sus filtros  en su más reciente actualización) era la opción de ofrecer gratis un producto cuando la táctica era aparecer hasta el inicio y el producto si tenía realmente un costo. En la “vida real” esto pudiera tener repercusiones legales si tu fueras un empresario y alguien exigiera este producto al precio ofrecido.

Lo realmente grave

Sin embargo aún hay quienes siguen usando dicha táctica pues Facebook no tiene una norma que permita mostrar lo incorrecto de la práctica y que esta falta por parte de la empresa “obliga” a los demás usuarios de marketplace a terminar usando la misma estrategia.

Desde sus inicios, Marketplace se había enfrentado a problemas de venta de productos, animales  y servicios muy pero muy fuera de lo legal.

A Facebook le tomó algunos meses (y excusas) arreglar este problema, a pesar de ello aún podemos encontrar  ocasionalmente algún extraviado o extraviada que fomenta la venta de armas, productos falsos o descontinuados (esto último avalándose con el hecho de que son de segunda mano).

“#FacebookMarketplace está literalmente lleno de ropa y accesorios falsos, debes preguntar cuánto durará”.

Todo esto aunado a que claramente no es para todos,  que aparece y desaperece entre actualizaciones, que a pesar de que bloquees las notificaciones, sigue apareciendo y que la mayoría de la gente intenta removerla sin éxito nos hace pensar que ni siquiera los desarrolladores de Facebook saben porque la incluyen en su aplicación.

Si te gustó este post y quieres recibir artículos como este
no olvides suscribirte a mi blog. c:




Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Entradas relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba